El Poder de la Prevención: Consejos para Padres

Iniciando conversaciones sobre el consumo de alcohol entre menores de edad


¿Sabía Usted? Algunos niños pueden probar el alcohol tan pronto como el octavo grado (Illinois Youth Survey, 2018). El alcohol puede afectar al cerebro en desarrollo de un adolescente, incluyendo la memoria, la toma de decisiones, el procesamiento de la información, el aprendizaje, la coordinación y el control físico. Como padres, usted es la influencia número uno en si su adolescente bebe o no (SAMHSA).



"... nunca es demasiado temprano o demasiado tarde para iniciar conversaciones abiertas y honestas con sus hijos".

La buena noticia es que nunca es demasiado temprano o demasiado tarde para iniciar conversaciones abiertas y honestas con sus hijos. Estudios han encontrado que tener reglas familiares claras y conversaciones cortas y consistentes con adolescentes han contribuido a tasas más bajas de consumo de sustancias adolescentes y otras conductas de riesgo. Aquí algunos consejos para ayudar a iniciar la conversación:



  • Relájese y deje ir cualquier tensión. No tiene que hacer que todo se enfrente en una sola charla. 

  • Use oportunidades diarias como paseos en coche, caminando o mientras dobla la ropa. 

  • Pase tiempo de calidad con su hijo adolescente: Es más probable que su hijo adolescente se sienta más cómodo a su alrededor si ambos pasan tiempo uniéndose. Salir y tomar helado juntos, caminar por el vecindario o un parque local, ver sus películas o canales favoritos con ellos o cocinar juntos. ¿Qué le gusta hacer a su hijo adolescente?

  • Pregúntele a su hijo adolescente: "¿Qué harías si estuvieras en casa de tu amigo y alguien te ofrece una bebida?" Ayude a su adolescente a resolver la situación y a encontrar alternativas saludables. Si su hijo adolescente responde con algo inesperado, trata de mantener la calma. Escuche lo que tienen que decir y deje que le hagan preguntas.

  • Establezca reglas claras que desaprueben el consumo de alcohol en menores de edad. Comparte por qué se preocupa por su bienestar y éxito. Hágales saber que está aquí para ayudarlos y guiarlos a tomar decisiones saludables.

  • Si le resulta difícil abrirse cara a cara, utilice la tecnología a su favor. A los adolescentes les puede resultar más fácil comenzar con mensajes de texto antes de pasar completamente a una conversación en persona. Recuerde que cuanto más tiempo pase con tu hijo adolescente, más fácil será. 


Para obtener más información, visite samhsa.gov/underage-drinking o asklistenlearn.org.




650 E. Algonquin Rd., Ste. 104
Schaumburg, IL 60173
(847) 496-5939
CPYD.coalition@gmail.com
  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram
KYC_logo_white_website.png

Funding provided in whole or in part to the Kenneth Young Center by the Illinois Department of Human Services (IDHS), Substance Abuse and Mental Health Services Administration (SAMHSA), and the Office of Adolescent Health (OAH).